Bogotá D.C. octubre 14 de 2016

Doctor

Jorge Contreras Guerrero

Director COMEB LA PICOTA

E. S. D.

Cordial saludo.

Referencia: Queja por negligencia en la prestación del servicio de salud hacia internos del patio 4 º de algunas funcionarias de Sanidad Picota en la Estructura 1; y postura del patio 4º respecto del personal médico ante la situación creada por el anterior promotor de salud.

La vocería del patio 4º en nombre del Colectivo de Presos Políticos que lidera el proceso de convivencia en este pabellón, nos dirigimos muy respetuosamente ante usted para elevar una queja por negligencia en la prestación del servicio de salud hacia internos del patio 4 º de algunas funcionarias de Sanidad, y fijar formalmente nuestra posición ante los inconvenientes generados por el interno LUIS SERNA, quien ejercía las funciones de Promotor de Salud de éste patio.

Es de pleno conocimiento de su administración y del personal médico de la estructura 1 que en el pabellón 4º tenemos actualmente a siete (7) internos que requieren atención médica y de enfermería prioritaria por su delicado estado de salud, entre los que se encuentran casos de post-operatorio.
A estos compañeros y camaradas no se les ha atendido como lo exige su condición sino que el servicio de enfermería, curaciones, medicación y demás tratamientos pertinentes han sido deficientes, inoportunas o inexistentes por completo.
Inclusive en uno de los casos la negligencia de la enfermera Yolanda Flórez, encargada de la atención en patio, llevó a que la operación del camarada WILLER FLOREZ MOTTA TD 83648 se dañara completamente y en este momento se halla en estado crítico, sin que se le de la remisión hospitalaria urgente que requiere.
Para nosotros resulta injustificable que la enfermera Yolanda Flórez ingrese al patio varias veces durante la semana a atender en el pabellón a los internos convalecientes y que sin embargo varios de ellos no hayan sido atendidos o atendidos precariamente. Y que así mismo, el día de ayer, hayan estado en el cubículo de la guardia de los patios 1 y 4 la enfermera en mención, la enfermera jefe Claudia Bermeo y una doctora sin que hayan atendido estos casos graves y urgentes, debiendo solicitar a través de los pabelloneros que la enfermera de turno (Luz Mary Forero) viniera hasta el patio 4º y llevara hasta sanidad los siete casos en comento para ser atendidos como corresponde por ella misma.
Más grave aún resulta que la noche del miércoles 12 del corriente, pese al ingreso de la enfermera Yolanda Flórez al patio durante el día, hubiéramos debido llamar a través del pabellonero a la enfermera Luz Mary Forero para que atendiera la urgencia del camarada WILLER FLOREZ MOTTA TD 83648; además de atenderlo, por la gravedad de la infección de la operación, diligenció la remisión hospitalaria pero a la mañana siguiente la doctora del turno entrante paró la remisión y tapó la herida sin la curación correspondiente, poniendo en grave riesgo la salud y la vida de nuestro camarada.
6. Ante hechos tan graves exigimos que nuestro camarada sea remitido por urgencias para recibir atención hospitalaria urgente e inmediata. Así mismo exigimos la debida atención para el resto de compañeros convalecientes. Y por último, pedimos que se tomen las medidas disciplinarias del caso con la enfermera Yolanda Flórez.
Por otra parte, reiteramos que como prisioneros políticos hemos asumido por principio una conducta de defensa de los derechos humanos de la población reclusa en general y del bienestar de todos los internos que conviven en el pabellón 4º en particular. En consecuencia, entre otras cosas, velamos por el buen funcionamiento en la prestación de los servicios médicos en el penal.
En el entendido que la prestación del servicio de salud sufre gravísimas deficiencias estructurales, a nivel del sistema carcelario y penitenciario en su conjunto, somos conscientes que existen problemas cuya solución escapa a los administrativos y al personal médico del establecimiento. Aún así, cuidamos celosamente que en la medida de sus funciones y posibilidades, unos y otros cumplan lo mejor posible su labor en pro de la calidad de vida de la población reclusa.
En honor a la verdad y la buena fe, también reconocemos y acompañamos la labor de quienes cumplen sus funciones públicas y médicas con profesionalismo, empeño y dedicación brindando alivio y bienestar a los reclusos. Como es bien sabido por ustedes, no escatimamos esfuerzos al momento de enfrentar cualquier falla o vacío en la prestación del servicio médico, pero igualmente, es nuestro deber reconocer los méritos y buenos oficios de aquellas personas que así lo ameritan.
Bajo ninguna circunstancia es nuestra política inmiscuirnos en la vida privada ni en los asuntos personales de las y los funcionarios administrativos y servidores médicos, puesto que sólo nos compete hacer veeduría de sus funciones públicas, máxime cuando por acción u omisión afectan el bienestar, la salud y calidad de vida de los reclusos que requieren de sus servicios. Menos aún si se trata de rumores, chismes u otras formas de afectación de la vida íntima de las personas, las cuales están proscritas de nuestra conducta por razones éticas.
Por disciplina, concepción y convicción hemos establecido que toda acción nuestra en defensa y protección de los derechos humanos de la población reclusa, se hace de manera ordenada a través de los voceros del patio y del Colectivo, previo análisis, ponderación de propuestas y alternativas, y toma de decisiones colectivas para garantizar la efectividad de las medidas adoptadas, siempre en defensa de intereses colectivos así como en exigencia de la atención a casos graves o urgentes individuales de quienes así lo requieran.
Por todo lo dicho, rechazamos el comportamiento mal sano del interno LUIS SERNA quien abusando de la confianza y la buena fe con que se le designó como Promotor de Salud del patio 4º, y actuando en nombre de los presos políticos sin serlo y sin nuestro aval, puso en tela de juicio todos los principios arriba descritos, que guían nuestro proceder y afectando las funciones para las que fue elegido. Las denuncias verbales y escritas hechas por él contra algunas de las funcionarias de sanidad (las enfermeras Heidy Castro Moreno y Luz Mary Forero), además de estar fundadas en rumores y chismes pusieron en juego el buen servicio de salud que él debía ayudar a garantizar; motivo por el cual tomamos la decisión autónoma de relevarlo, asignando a otro Promotor que cumpla a cabalidad tales funciones.
En nombre de los presos políticos en particular y de todos los reclusos del patio 4º en general, ofrecemos disculpas a estas funcionarias afectadas por las denuncias infundadas y de mala fe, hechas por este interno. Y destacamos sus buenos oficios médicos para con el personal recluso del pabellón, si bien cuando han tenido errores no hemos vacilado en señalárselos. Valga decir, que su labor ha sido predominantemente loable en medio de sus limitaciones.
A quienes cumplen bien su tarea es de caballeros refrendarle sus virtudes y méritos (en este caso a las enfermeras Heidy Castro Moreno y Luz Mary Forero), y cuando no es así, señalarle sus defectos para que los supere (como es el caso del interno LUIS SERNA).
Finalmente dejamos claro que el interno delegado para las funciones de Promotor de Salud del patio 4º es el compañero Víctor Hugo Fonseca TD 78959, quien por lo demás está cumpliendo cabalmente las funciones asignadas.

Dicho esto le agradecemos su atención a la presente, su urgente colaboración para la remisión que solicitamos y confiamos en su comprensión y ponderación para bien de servidores públicos e internos. Sin otro particular nos despedimos.

Atentamente,

Voceros de los presos políticos del patio 4º de La Picota.

CONTÁCTANOS

Tienes algún comentario? ¿Alguna pregunta? ¿Tienes simplemente algo que contarnos? Escríbenos y te responderemos lo más pronto posible.

Enviando

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?

Ir a la barra de herramientas