COMUNICADO N. 02 DE L@S PRISIONER@S POLITIC@S DE GUERRA DE LAS FARC-EP DEL COMPLEJO PENITENCIARIO Y CARCELARIO DE CÚCUTA (COCUC) A LA OPINIÓN PÚBLICA NACIONAL E INTERNACIONAL.

Como insurgentes en prisión, somos testigos históricos de las maniobras geoestratégicas que hace nuestra contra parte bajo la teoría gringa de la Seguridad Nacional como Estrategia total para la guerra total. Al menos eso es lo que a diario vemos y enfrentamos, cuando los teóricos de la guerra de la burguesía criolla Colombiana, equivocada y testarudamente afirma, recomiendan y ordenan a sus fuerzas, entre ellas a sus carceleros de estado, fiscales, jueces y magistrados, que presionando al extremo a l@s combatientes de la insurgencia, van a lograr hacernos desistir, renunciar o renegar de nuestros principios ideológicos, políticos y revolucionarios que por convicción tenemos y practicamos, donde el destino histórico nos ponga donde nos corresponda, en nuestro caso en prisión.

¡Que equivocados están y qué cobardes son quienes torturan por razones políticas o militares a una guerrillera o guerrillero que ha caído herido en combate quedando en estado de indefensión!
¡Que cobarde e inhumano es quien desde el solio presidencial, oficina ministerial, penitenciaria militar o legislativa, dicta normativas, leyes, decretos o emiten órdenes a sus subalternos para infringirle martirio al ser humano que ha sido reducido a la impotencia por razones políticas!

¡Que equivocados y doblemente cobardes son aquellos que como hienas hambrientas en busca de su presa se lanzan contra sus semejantes para saciar su frustración con marcada sed de venganza contra guerriller@s enfermos, lisiados de guerra, minusválidos e invidentes que escasamente se pueden arrastrar en muletas o sillas de rueda por pasillos, pabellones, patios o dentro de calabozos atestados de reducidos cuerpos en la más grande miseria e indignidad humana. Pero también contra nuestras queridas guerrilleras que se encuentran en estado de gestación y lactancia, quienes son víctimas de aquellos nefastos personajes como la temida dama de hierro del INPEC, Imelda López Solórzano y el capitán Erazo, cuando cínicamente con su ultrapoder negaron el permiso de entrada de la leche, los pañales y el inofensivo tetero para un bebé que acababa de nacer, por ser hijo de guerrilleros farianos presos, disque porque esos elementos los prohíbe el reglamento interno del complejo, y como tal, pondría en riesgo la seguridad y rompía con los protocolos de seguridad del INPEC, palabras textuales de la “DAMA DE HIERRO” en Febrero de 2013 en Coiba, Ibagué.

¿Qué patriótico, heroico o humano podrá ser tanta ignominia y tan baja manera de actuar? …
Obedeciendo todo esto a las directrices de los mismos que hipócritamente hablan de paz, dignidad humana, democracia o libertades, mientras que se alimentan de la guerra, degradan al ser humano y se rasgan, no las vestiduras, sino su camaleónico pelambre, nutrido de odio, falsedad e inhumanidad.

Hoy por hoy y bajo esos parámetros, a nuestr@s combatientes enfermos se les siguen siendo doblemente vulnerados sus derechos en prisión, no los asisten medicamente y cuando piden asistencia es cuando multiplican la humillación siendo ignorados o tratados como cobardes que por todo se quejan. Brotando de las entrañas de cada carcelero, la saña militarista de su enfermiza conciencia cargada con altas dosis de ese odio que los embarga. Odio de clase aprendido en los manuales aplicados en las escuelas de formación de guardianes del INPEC. Por lo mismo es que si tiene plata compra salud, pero si no tiene, su estado de salud se convierte en otro método de tortura, porque como la salud es un negocio y los prisioneros no tenemos dinero, por lo tanto si se enferma y se agrava simplemente se muere. Las funcionarias de salud que se preocupan por una digna asistencia a los pacientes, son sometidas a un intenso acoso sexual por directivos y funcionarios del Complejo, y quien no acceda a sus pretensiones, entonces son informadas con falsas acusaciones ante sus superiores para sacarlas del trabajo o hacerlas renunciar.

A nuestr@s camaradas todo se les prohíbe y controla, pero tampoco se les dota los elementos básicos, y cuando lo hacen, son destrozados en las requisas vandálicas o hurtados por el GRI (grupo de reacción inmediata) y demás FF.EE del INPEC, con el argumento que por asesinos, terroristas o narcoguerrilleros, nos tienen es pagando cárcel y no en un club o colegio, cuando encuentran diccionarios, cuadernos, libros o nuestra literatura, etc.

Le entendimos al señor presidente que había que ir desescalando la confrontación para irle bajando la intensidad al conflicto. Pero en nuestro caso lo que vivimos en la vida real es exactamente lo contrario, asunto que suena muy bonito en los discursos públicos pero en la realidad es una farsa, a juzgar por lo que vivimos.

Por todo lo anterior y con base a los avances en los diálogo de paz en la Habana Cuba, consideramos que es ilógico e inconcebible que mientras pactan acuerdos de paz entre las partes, a l@s prisioner@s polític@s de guerra se le aplique con rigor toda clase de vejámenes y se nos desconozca el estatus de pres@s politic@s, siendo orgánicos de las FARC-EP con quien esta dialogando el Gobierno Nacional.

ASÍ MISMO, INFORMAMOS A LA COMUNIDAD NACIONAL E INTERNACIONAL LO SIGUIENTE:

Que hoy cumplimos nueve días de desobediencia pacífica bajo la tétrica mirada del presidente Juan Manuel Santos, los oídos sordos del ministro de justicia y del derecho doctor Yesid Reyes, el total disimulo del comisionado de paz doctor Sergio Jaramillo y las provocadoras actuaciones de los directores, subdirectores y comandantes de vigilancia de los Complejos y cárceles donde desarrollamos la desobediencia pacífica humanitaria, en nuestro caso, el señor coronel del ejército (r) Germán Rodrigo Ricaurte Tapia y el también coronel (r) José Antonio Espinosa Granados como director y subdirector del COCUC, quienes están aplicando su doctrina militar desesperadamente para tratar de neutralizarnos, pero al no lograrlo, desesperan a rabiar por no poder descargar su venganza militarista como están acostumbrados.

Agradecemos a L@s 4500 intern@s de los 31 patios y pabellones del Complejo por haberse solidarizado con nuestra justa causa, no asistiendo a las actividades internas o externas de forma pacífica y ordenada, de toda la población reclusa desde el lunes nueve al viernes trece de Noviembre de 2015. Dejando constancia en un memorando entregado a la dirección, de las exigencias y denuncias que como movimiento nacional carcelario tiene.

Que las amenazas de expulsión a las guerrilleras de los talleres y de las aulas educativas donde redimen pena, suspendiéndole los descuentos no se dejaron esperar, como presión y chantaje para tratar de hacerlos desistir de la desobediencia, de lo contrario les dañarían la conducta y harían informes disciplinarios, como si nuestro destino histórico revolucionario nos lo definieran los carceleros y verdugos o estuviera supeditado al juicio de los mismos.

Como informamos al inicio de la desobediencia en el primer comunicado, gradualmente incrementaríamos nuestra protesta con diferentes actividades. El día de hoy ha entrado la primera escuadra Arcesio Niño de Prisioneros Políticos de guerra de las FARC-EP en huelga de hambre y gradualmente irán sumando las otras escuadras hasta lograr la liberación de l@s combatientes en grave estado de salud, lisiados de guerra, madres gestantes y lactantes, así como los guerrilleros de avanzada edad.

Rechazamos la sórdida actitud asumida por el INPEC y sus dependencias para asistir a nuestr@s heroicos camaradas que completaron 8 días de huelga de hambre y se les ha agravado su estado de salud sin ser atendidos ni escuchados por el gobierno nacional, por lo que hacemos un llamado a las ONG’S nacionales e internacionales, así como al Comité Internacional de la Cruz Roja, los medios de comunicación y los movimientos sociales para que intervengan ante el señor presidente Juan Manuel Santos solicitando la inmediata atención y solución a nuestras humanitarias peticiones.

Que por principios los revolucionarios somos defensores de la vida, luchadores imbatibles por la justicia social, la equidad, la libertad y la paz, pero ante la humillación, la tortura y el drama humano que enfrentamos, por la dignidad y la vida misma, daremos hasta nuestras vidas de ser necesario porque preferimos morir de pie y luchando que vivir humillados y de rodillas toda la vida. Pues no tenemos alma de borregos, y menos de apátridas enemigos del pueblo.

Con palabras de honor revolucionario, ratificamos nuestro indoblegable compromiso de lucha sin importarnos que cada día la represión se haga más violenta, las amenazas, los chantajes y las palizas y gaseadas sean más constantes, ni los mal olientes y oscuros calabozos estén con las más gruesas cadenas y pesados candados con los que creyeron ser capaces de amedrentarnos, cada vez que hemos cumplido con nuestras dignas jornadas de lucha carcelaria.

POR LA LIBERTAD DE NUESTR@S COMBATIENTES ENFERM@S, NUESTRA LUCHA CONTINÚA…

PRISIONER@S POLITIC@S DE GUERRA DE LAS FARC-EP, 17 DE NOVIEMBRE DE 2015.

CONTÁCTANOS

Tienes algún comentario? ¿Alguna pregunta? ¿Tienes simplemente algo que contarnos? Escríbenos y te responderemos lo más pronto posible.

Enviando

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?

Ir a la barra de herramientas