22 DE Julio 2014 ///Hoy se dirigen hacia ustedes las seis familias que han decidido librar la batalla contra un estado corrupto, perseguidor y criminal empeñado en mantener privados de la libertad a Carlos, Cristian, Xiomara, Erika, Alexis y Diego. Cinco estudiantes y un profesor de Ciencias Sociales víctimas de un montaje judicial a manos del agente de la policía Nacional CUPER DIOMEDEZ DIAZ AMADO, quien se hizo pasar por estudiante de la universidad Pedagógica Nacional, y quien el 26 de Septiembre del 2012 entregó a los 6 jóvenes como miembros de un supuesto núcleo de las FARC en Lebrija Santander.

El 26 de septiembre es una fecha que se traduce en un nudo en la garganta, una oscuridad absoluta en el corazón y una inevitable tristeza que se hospeda en las personas que sentimos la penosa situación de injusto encarcelamiento de nuestros hijos, que como muchas y muchos de nosotros, creemos en una sociedad mejor, donde uno de los principios y valores básicos para lograrlo se encuentra en la educación como ejercicio social y emancipador, pero todo hay que decirlo, Colombia es un escenario complejo para pensar, decir y llevar a cabo acciones relacionadas con mecanismos de trasformación, liberación y justicia social.

Hoy son 21 meses desde que ellos fueron detenidos en Bucaramanga-Santander, producto de un montaje del que precisaban en ese momento las fuerzas militares para rendir cuentas en el Consejo comunitario que llevó acabo Juan Manuel Santos sobre esa fecha. Los militares y la policía nacional entregaron su trofeo de guerra al mandatario y la opinión pública expresada a los medios de desinformación, que en estos casos abanderan los triunfos ficticios tras cínicas cortinas de humo.

En las Universidades públicas existe un asedio de policías infiltrados que reciben sueldo, ascensos y lo que es peor aún, un cupo universitario que debería ser para un o una joven que desee continuar la formación universitaria. La fabricación de montajes con las más bajas artimañas de engaño, seducción y manipulación permite garantizar la inversión anual del estado colombiano en cursos de agentes de inteligencia en el marco de las políticas de seguridad.

En este momento nuestro hijos se encuentran en una cárcel de Colombia, sentenciados según lo indica la ley 1453 de seguridad ciudadana, envueltos en un montaje judicial creado por un policía nacional sin orden de trabajo y todas las ilegalidades posibles en un proceso, sin embargo, el juez y la fiscal a cargo se empeñan en continuar con el lienzo de impunidad e injusticia que caracteriza este sistema judicial, que si se compara con cualquier estatuto de seguridad utilizado por los regímenes militares- dictoriales, no tiene mucho que envidiar, con la única diferencia que proviene de un país que dice vivir en democracia y promover el respeto a los derechos humanos, evidentemente un discurso totalmente opuesto a la realidad.

En varias ocasiones les han negado la justa y debida nulidad a la medida de aseguramiento, es decir la libertad. Se comprueba que el caso de Lebrija 26 como el de muchos otros en este país ratifica la falta de voluntad y respeto al desarrollo de un proceso honesto, por el contrario la defensa está enfrentando a artimañas que llevan al desgaste, la desesperación e intimidación. Porque en eso se ha convertido la realidad de este proceso, un escenario para sentir el pasar del tiempo desolador, implacable torturador minuto a minuto no titubea en demarcar las barreras entre la libertad y el encierro.

Hoy nos convocamos, unimos y caminamos junto a la Coalición “LARGA VIDA A LAS MARIPOSAS” porque nos convencemos que las batallas no se ganan con tonos singulares, aislados y mínimos. Entendemos, ahora más que nunca la necesidad de unirnos bajo una misma bandera de dignidad y justicia que muestre nuestra voz contestataria ante la acción criminal de querer mantener nuestros hijxs tras las rejas de la Cárcel Modelo de Bucaramanga.

Rechazamos y denunciamos este FALSO JUDICIAL como montaje y arma de guerra en un país en donde se acude a clientelismo judicial para dejar en evidencia la debilidad voluntaria de la institucionalidad.

HOY NOS COMPROMETEMOS A UNIR NUESTRA VOZ Y FUERZAS PARA TRAER DE VUELTA A TODXS AQUELLXS QUE NUNCA DEBIERON QUITAR DE NUESTRO LADO.

LAS FAMILIAS DEL CASO LEBRIJA 26 DE SEPTIEMBRE

EXIGIMOS QUE NOS DEVUELVAN A NUESTROS HIJOS.

LIBERTAD YA!

CONTÁCTANOS

Tienes algún comentario? ¿Alguna pregunta? ¿Tienes simplemente algo que contarnos? Escríbenos y te responderemos lo más pronto posible.

Enviando

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?

Ir a la barra de herramientas